nixon_exp.png

Los resultados hasta el momento de este proyecto ha sido muy positivos, por el grado de aceptación, seriedad y responsabilidad con que los estudiantes ha asumido su función de investigadores, además el uso de los recursos del Internet les ha favorecido, para un mejor desempeño académico. Entre ellos destacamos los siguientes:

La institución pasó de MEDIO en el 2010, a ALTO en el 2011 y a SUPERIOR en los años 2012 y 2013 en la prueba ICFES. Haciendo un análisis comparativo, con las otras asignaturas, con el 2012 (que no eran estudiantes del proyecto) y con la jornada vespertina en el 2013, se puede evidenciar que el promedio de las asignaturas de Física y Matemáticas en los años 2011 y 2013 están por encima de las demás asignaturas.

ICFES MARFISU.JPG

Las clases son más dinámicas y motivantes, a los estudiantes les gusta realizar las simulaciones y los laboratorios virtuales y luego en las clases plantean las inquietudes, las dificultades y los logros alcanzados con estas nuevas experiencias, permitiendo así el intercambio de ideas, la buena comunicación y el trabajo colaborativo entre ellos.

En las evaluaciones virtuales, los estudiantes de inmediato conocen sus aciertos, y sus errores justo en el momento en que se producen y luego el programa les ofrece la oportunidad de ensayar nuevas respuestas para superarlos. Aprenden a través del error.

A través del correo electrónico y la red EIHPA se facilitó una mejor comunicación entre el profesor y los estudiantes, permitiendo aclarar dudas, compartir ideas e intercambiar recursos.
La creación de videos por parte de los estudiantes, que muestran experimentos de Física.
Los estudiantes hacen mejor uso del tiempo libre, las clases continúan en la casa o en una sala de Internet.

Para evaluar los procesos de aprendizaje de los estudiantes, se tiene en cuenta que la evaluación debe ser democrática, formativa, permanente, continua y centrada en la forma como el estudiante aprende, se evalúa el trabajo previo del estudiante en la casa; la participación activa en la plenaria presencial en el aula, el manejo de conceptos y teorías, la solución de problemas, el planteamiento de inquietudes y sugerencias. También se evalúa la participación virtual en foro y chat a través de red EIHPA, el examen virtual tipo ICFES y el comentario que se hace en el blog Marfisik. Además de estos procesos normales de evaluación en la clase, se fortalece la observación directa y el dialogo continuo con el estudiante, ¿Cómo se desenvuelve en la sala virtual?, ¿Qué fortalezas y limitantes muestra en su proceso de formación?, el estudiante evalúa las herramientas tecnológicas que utilizamos, se evalúan los conocimientos, los resultados alcanzados, las actitudes, valores, destrezas intereses y motivaciones.

En el primer periodo del grado décimo, no se implementa el proyecto, se evalúa la participación en clase, se hacen talleres y exámenes escritos; en el segundo periodo se inicia la implementación de la propuesta, poco a poco, cambiando las estrategias de formación y de evaluación, se hace cuadro estadístico comparativo entre el primer y segundo periodo. A partir del tercer periodo se presenta la propuesta a los estudiantes, se organizan los comités de investigación, tecnología y publicidad, para sistematizar los avances que fortalece el proyecto, se da inicio a la implementación del proyecto hasta la culminación de undécimo grado. Durante este tiempo, se lleva un cuadro estadístico comparativo periodo a periodo, se analizan los resultados con los estudiantes que pertenecen a los diferentes comités y se hacen propuestas de mejoramiento.